sábado, 21 de abril de 2012

Se ha acabado, ¿verdad?

Y eso es lo único que queda cuando ya no queda nada.

2 comentarios:

Levanah dijo...

siempre quedará la libertad!

Esther dijo...

Es cierto. Es una forma positiva de ver las cosas.
Tu comentario me ha recordado a Braveheart :)
Gracias por escribirme, Levanah.