miércoles, 28 de diciembre de 2011

Recuerdo momentos porque no puedo crearlos.

Y comienzo a ver de lejos mi tristeza saludándome tímidamente con una sola mano, mientras guarda su izquierda en un bolsillo lleno de agujeros. Bolsillos tan rotos como aquellas historias que se perdieron. 

6 comentarios:

jess dijo...

hola, esta es la segunda vez que me encuentro con tu blog en internet buscando otra cosa, pero en estas 2 ocasiones ha sido un bonito momento, me he identificado con tus palabras, y he pasado de la nostalgia a la empatía, me siento relajada con tus frases, y el sentimiento que expresas en ellas, te agradezco de verdad, y te mando muchos saludos, eres talentosa y nada ordinaria... seguiré leyendo

Esther dijo...

Jo, muchas gracias jess por lo que has escrito. ¡Qué ilusión que lo pienses! :) Muchos saludos para ti también.

vender en internet dijo...

Genial prosa, me recuerda a un episodio de redes que vi en el que hablaba de como el futuro es una forma de proyectar nuestro pasado... a veces la ciencia es poesia, a veces el amor y el desamor es ciencia

Esther dijo...

Me ha gustado mucho tu comentario "vender en internet", interesante. Un saludo.

*AquellaChica* dijo...

Auch, eso dolió...

Esther dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.