domingo, 6 de abril de 2008

¡Mis oídos están llorando!

Son las 5:52 de la madrugada, llegué hace una hora, he estado dando vueltas por mi ordenador (sin hacer nada en concreto), abriendo carpetas y así...(como si actuara a partir de un tic inconsciente de clickear). No quiero acostarme, necesito una buena conversación. No puedo dormir aun, el día no puede acabar sin escuchar a alguna personita contándome algo sensato, y yo sentir paz escuchando palabras de otro... (No es suficiente estar con la gente, necesito algo más). La conclusión que saco es que escribo tanto porque a veces faltan conversaciones para completar un día. No quiero hablar yo, quiero que los demás hablen por mí...
¡MIS OÍDOS ESTÁN LLORANDO! necesitan tu historia.


1 comentario:

Banana e Chocolate. dijo...

ahora mismo siento exactamente lo mismo que tu. eso es bueno o malo?